Soledad

Todo empezó hace como una hora.
“Mi soledad siempre ha pertenecido a ti”
No pensaba en alguien en especial, no pensaba.
Media hora después seguía sin pensar.
“Ya no se si he vivido diez mil días, o un día diez mil veces. Y te sumo a mi historia queriendo cambiar las pérdidas por creces”
¿Hacia quién van todos estos versos robados? ¿Hacia quién van todas estas llamadas perdidas?
Luego empiezo a pensar.
“me encuentro así perdida como una aguja en un pajar, con arenas movedizas me sumerjo en mi soledad”
Soledad, esa es una palabra muy intensa.
Dice que no hay nada, que lo hay todo.
Soledad.
Tal vez eso es lo que siento.
Soledad.
Pensé en otras cosas
“What if you never find the words to write about the things that weigh the heaviest on you?”
¿Qué fueron todas esas páginas manchadas de tinta?
¿Qué fueron todas esos días gastados en escribir?
¿Me quitan la soledad?
No lo creo, he hablado de soledad desde el comienzo.
Las palabras no la han sanado
¿qué lo hará?
Si las palabras no logran ésto.

“What words do justice to the shaking of a hand for the last time?”
Ahora para mi las palabras no logran nada, lo logran todo.
¿Qué pienso?
¿Qué he hecho?
¿Quién dijo que las palabras tenían que sanar?
Tal vez por usar palabras soy así.
“Maybe i’ll learn a magic spell. Maybe i’ll use it to change everything I’ve ever done”
Pero tal vez ya no hay vuelta atrás.
Encontré un refugio en las palabras y jamás podré salir de él.
Aunque no sane, aunque solo hiera.
¿Entonces que estoy haciendo?
¿Refugiándome en el dolor?
¿Qué dirás cuando leas estas palabras?
¿Sanarás?
“She is writing now. Then someone will ask. “just writing?” and someone else would respond, I guess so, just writing”
Tal vez solo escribo.
Nada de refugio,
nada de sanar.
Nada.
Solo escribo.
Todo empezó hace como una hora
“Mi soledad siempre ha pertenecido a ti”
No pensaba en alguien en especial, no pensaba.
Ahora horas después si pienso. Y sí.
“Mi soledad siempre ha pertenecido a ti”
Un cuaderno lleno de palabras. 
De refugios, de dolor, de sanación.
Pero
Tal vez…
Solo escribo.


Esa noche,
Café Tacuba.




Te necesito,
Shakira.


How do we write about our more important experiences.
    

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.